El valor de la gestión de datos

Prácticas MDM para la privacidad y protección de datos personales

Posted on Fri, Aug 10, 2018

Siempre que hablamos de prácticas MDM estamos haciendo referencia al Master Data Management, o lo que es lo mismo, la gestión de datos maestros. Para ponernos un poco en situación, antes de hablar de las prácticas MDM para la privacidad y protección de datos personales, tenemos que decir que el Master Data Management es un método a través del cual una empresa u organización puede relacionar todos aquellos datos importantes que se encuentran dentro de su sistema con un solo archivo maestro. Principalmente los datos que se manejan en este sentido son aquellos relacionados con la privacidad y la protección de datos personales.

privacidad y protección de datos personales

Por tanto, hay que decir que un MDM es un conjunto no solo de métodos, sino también de procesos y herramientas, totalmente necesarios para poder crear y mantener en el tiempo esos datos maestros tan relevantes para una compañía o entidad. Es decir, gracias al MDM creamos una única base verdadera, un hecho que favorece a la mejora de los procesos empresariales dentro de una organización. Los datos maestros pueden ser de todo tipo, o bien sencillos y fáciles de comprender o aquellos en los que el tratamiento que hay que hacer de los mismos es mucho más complejo.

 

¿Cómo aplicar el MDM con éxito?

Hay ciertos consejos que se pueden tener en cuenta a la hora de implementar de una manera más exitosa los procesos del MDM, aportando así mejores resultados a nuestro negocio. Antes de poner en marcha el MDM es de suma importancia que planifiquemos cómo va a ser nuestra evaluación, la cual debe durar al menos tres meses. Lo ideal en estos casos es preparar un pequeño proyecto piloto, siempre haciendo uso de datos reales que pueden proporcionarnos los propios clientes. Es fundamental dejar tiempo suficiente para realizar esta práctica.

Aunque tengas el objetivo bien definido y nuestra visión sea amplia, es importante que vayamos paso a paso y se implemente el MDM en la empresa de forma progresiva. La meta final es conseguir todos los datos que necesitamos. Sin embargo, para ello hay que ir poco a poco hasta alcanzar el objetivo que nos hemos fijado. Además, en el momento en el cual pongamos en marcha un MDM es fundamental que toda la empresa se involucre en el proceso, no solo los responsables o el personal de IT. Todos deben apoyar el proyecto y ayudar a ponerlo en marcha. Tendremos que definir, por otro lado, unas políticas de datos consistentes, para ahorrar tiempo y dinero. Otra de las cuestiones importantes es poder establecer un plan de transición. Hay que recordar que el MDM puede impactar en muchos procesos y sistemas dentro de una compañía, por tanto es fundamental contar con un plan de transición para poder establecer una sincronización de todos los datos datos.

La implantación debe realizarse con cuidado y contar con profesionales que dispongan de los conocimientos suficientes para ello. Una vez realizada la adopción del MDM tendremos que fijarnos en el rendimiento y analizar cualquier posible incidencia, definiendo además una relación teniendo en cuenta la propia arquitectura de la empresa.


Proteger los datos con el MDM

A sabiendas de que gestionamos a diario multitud de datos, tenemos que ser conscientes de la importancia de darles protección y asegurarnos de que siempre están a buen recaudo. El Master Data Management nos ayudará de forma notable porque será lo que garantizará que la información siempre se encontrará protegida. ¿Pero cómo lo logra exactamente? Hay cuatro aspectos cruciales a la hora de entender porqué el MDM acaba siendo tan importante para que podamos asegurar la protección de los datos personales y la máxima privacidad.

Lo primero que conseguimos con el MDM es saber perfectamente cuáles son los datos a los que vamos a tener que aportar toda la protección posible. A esto hay que sumar que la transparencia se convertirá en nuestro factor fundamental en el día a día, abarcando tanto los flujos de trabajo como los distintos procesos que realicen los miembros de nuestra empresa. Además, la correcta implantación del MDM significará que las medidas que introduzcamos en términos de seguridad puedan producir cualquier tipo de ralentización en los procesos de la empresa. Y para que todo esté aún más seguro podremos llevar a cabo la combinación del gobierno de datos con los distintos procesos que hayamos planteado en términos de seguridad.

 

Visión Customer 360

Topics: Master Data Management