El valor de la gestión de datos

El alto coste de la falta de consistencia de datos

Publicado el 10/10/16 21:00

Consistencia_de_datos.jpg

El alto coste de la falta de consistencia de datos se traduce en numerosos problemas a la hora de gestionar la información de la empresa, por otra parte el principal activo de la misma. En este post vamos a repasar algunos de los costes derivados de que ésta sea inconsistente, una de las dimensiones de la calidad de los datos que es esencial abordar para disponer de una información de calidad.

La redundancia suele ir de la mano de la inconsistencia de datos y su aislamiento en silos es una de sus causas más comunes. En concreto, cuando los archivos en los que almacenamos la información se crean mediante diferentes tipos de programas aumentan las posibilidades de que se originen duplicados de información. 

Salvo, por supuesto, que se controle con celo, fundamentalmente mediante proyectos de integración, entre otras iniciativas de calidad de datos. De otro modo, la redundancia e inconsistencia, - diversas copias de un mismo dato no coincidentes-, se traducen en un serio problema. 

Tanto por aumentar los costos de almacenamiento y acceso a los datos como las consecuencias de unos datos que tienen una deficiente calidad para hacerlos servir en un entorno operativo cotidiano y también a la hora de tomar decisiones críticas.

Esto aumenta los costos de almacenamiento y acceso a los datos, además de que puede originar la mencionada inconsistencia de los datos. Es decir, empezarán a proliferar diversas copias de un mismo dato no concuerdan entre sí. Por ejemplo, a consecuencia de una actualización de datos de un cliente que finalmente acaba siendo parcial, pues no se actualiza globalmente, sino solo en una serie de archivos, con lo que en el resto permanecerá la versión anterior.

Por contra, evitar el riesgo de inconsistencias significa tener datos consistentes, por lo que cualquier actualización se hace tan solo una vez, consiguiendo de inmediato que también lo esté para todos los usuarios. Igualmente, en el caso de que el sistema detecte datos duplicados la redundancia puede corregirse para así ir garantizando que las copias son consistentes.

 

Los altos costes de la inconsistencia de los datos

Puesto que no todas las copias redundantes son coincidentes, inevitablemente se producen respuestas igualmente diferentes, que adolecen de inconsistencia. Así pues, la redundancia de datos no controladas dispara el riesgo de que se produzcan inconsistencias, y tanto aquella como éstas implican altos costes debidos a su ineficiencia, ya sea a nivel de gestión puramente tecnológica u operativa.

Sin olvidar los perjuicios que ocasiona una mala calidad del dato en la buena marcha de la empresa y, en última instancia, la merma ocasionada en la cifra de negocio. En concreto, estos son algunos de los principales costes de la inconsistencia de los datos:

  • El aumento de los costos de almacenamiento. 
  • También se incrementan los costos del acceso a la información.
  • Las ventas se ven afectadas a consecuencia de datos inexactos que pueden interferir, dificultándolas o incluso impidiéndolas.
  • Mala calidad de los análisis en tiempo real y también aquellos realizados con posterioridad.
  • Las consecuencias de unas malas decisiones basadas en una mala información.

 

New Call-to-action

Temas: Data Quality