El valor de la gestión de datos

Calidad de datos: Cómo repartir la responsabilidad en la empresa

Publicado el 1/06/14 14:00

Captura de pantalla 2014 03 24 a la(s) 16.14.34

Habitualmente nadie es responsable de los datos. Estos proyectos requieren de unos procesos y estructuras que permitan colaborar a las distintas áreas involucradas para asignar roles y responsabilidades en el gobierno y control del plan de calidad.

Alineación de Expectativas

Alinear las expectativas de la dirección, el negocio y TI es el aspecto más importante dentro de este apartado. Lo más frecuente es que cada uno mire para su lado y nadie asuma la responsabilidad como tal de ser el propietario del dato. Ello no está reconocido, es una tarea árdua que habitualmente siempre se ubica en medio de una crisis y que a menudo no está tampoco recompensada.

La realidad suele ser que la calidad de los datos se aplica y se mantiene por el personal de TI, pero es el usuario de negocio el que obtiene la mayoría de beneficios. Es el usuario de negocio quien entiende el significado y el uso de los datos en el contexto de cada aplicación. Por estas razones, los usuarios de TI y Negocio se deben poner de acuerdo y alinear las expectativas del rol que va a jugar la calidad de los datos en la organización.

Más importante aún es que la Dirección defina un área, práctica o departamento al que se le den atribuciones, roles y responsabilidades, dotándolo a su vez tanto económicamente como en recursos, con el fin de que sean independientes tanto de IT como de Negocio: estamos hablando de los Data Steward.

 

picha aquí para descargarte una guía más completa sobre calidad de datos.

 

¿Quién es el responsable de los Datos?

Algunas personas aún mantienen que el principal responsable de la calidad de datos es IT, ya que después de todo, gestionan el almacenamiento, el procesamiento, el consumo de los datos, etc.

No obstante, actualmente ello se está convirtiendo en un mito que está pasando a mejor vida, sobre todo desde que las grandes corporaciones han empezado a crear el rol de Data Steward, ya que precisamente por ello, actualmente la responsabilidad de los datos se ha convertido en un rol compartido con Negocio (Data Steward), Dirección (sponsor) e IT (mantenimiento, soporte).

Las organizaciones sólo alcanzarán un alto nivel de calidad de datos cuando:

  • Dirección, negocio y TI colaboren de forma desinteresada. Todos comparten la propiedad del dato, pero ninguno se hace responsable del mismo.
  • Se necesita definir roles (data stewards) y responsabilidades , definiciones y normas, herramientas y proyectos.
  • Además es necesario medir la evolución del dato, definiendo indicadores y midiéndolos después.

A veces las organizaciones no reconocen la importancia de un objetivo específico, por ejemplo:

  • Reducir costes de facturación vía consolidación de listas de clientes
  • Reconciliar diferentes versiones del consumo
  • Identificación del fraude.
El know-how y la identificación de objetivos concretos es el mejor paso para una solución exitosa.

Este proceso es iterativo y al medir se convierte en "gobernable“. En realidad, el gobierno de los datos es el corazón del proyecto, ya que une a las personas, los procesos y la tecnologías para mejorar todos los aspectos de nuestros datos.

Involucración de la Dirección

Habitualmente nadie es responsable de los datos. Estos proyectos requieren de unos procesos y estructuras que permitan colaborar a las distintas áreas involucradas para asignar roles y responsabilidades en el gobierno y control del plan de calidad.

Como hemos comentado, es necesario el trabajo en equipo. Pero como todos sabemos el trabajo en equipo también genera roces, áreas de poder... esto en sí mismo es un problema por las dificultades para alcanzar consensos y definir alcances. Aquí es donde, de nuevo, los partners especializados con muchos proyectos a la espalda, pueden ayudar a las compañías a reducir las fricciones, almohadillando expectativas en base a su experiencia y conocimiento.

Igualmente, es fundamental la involucración y el compromiso de la dirección. La calidad de datos se ve en ocasiones como una pieza táctica, no estratégica, que resuelve un problema puntual. La realidad es que las compañías de éxito gestionan la calidad de datos como algo estratégico. Información de calidad, es poder.

La Dirección debe especialmente estar atenta y fomentar la colaboración en la definición de los objetivos o indicadores porque raramente una persona conoce todos los detalles. Por ejemplo, Ventas, Finanzas y Atención al Cliente interactuan con los clientes, pero tienen diferentes prioridades y objetivos.

Conclusión

La calidad de datos solía ser un proyecto mantenido por el personal de IT, aunque la responsabilidad del dato seguía siendo algo difusa. Nadie quería ser propietario de algo que podía causar problemas si no era correcto. Pero esto está empezando a cambiar. Las empresas se dan cuenta del enorme potencial de unos datos de buena calidad y empiezan a crear un departamento y una figura concreta con roles, responsabilidades y presupuesto específicos para esta función. Pero la Dirección e IT deben trabajar en equipo con este nuevo rol para gestionar los datos como algo estratégico.

Post relacionados:

 

calidad de datos sofisticada

Temas: Data Quality