El valor de la gestión de datos

Garantizar la calidad de datos en sistemas informáticos

Posted on Tue, Jun 19, 2018

El buen tratamiento de la información es un aspecto fundamental dentro del desarrollo de un negocio, puesto que a través de estos datos se pueden obtener datos relevantes para una buena toma de decisiones y así mejorar el negocio. Para ello es esencial que los datos sean de calidad. Pero esta no es una tarea fácil, puesto que hay que tener en cuenta un gran número de factores y definir un buen plan de acción donde se consiga esa calidad tan necesaria. Garantizaremos dicha calidad en los datos, si combinamos las mejores tecnologías con unos profesionales capacitados y unos procesos adecuados. ¿Cómo garantizar la calidad de datos en sistemas informáticos? Para conseguirlo tendremos que seguir unos pasos

calidad de datos en sistemas informaticos

Adaptación

Para garantizar la calidad de los datos, una de las palabras clave que siempre debemos tener en mente es la adaptación, ya que cada empresa cuenta con sus datos propios y no existen dos negocios iguales. Por tanto, hay que tener bien claras cuáles son las necesidades y luego dotar a esos datos de la mejor calidad, sabiendo qué deben tener nuestros sistemas informáticos en todo momento. Hay que adaptarse a nuestras propias necesidades y a las de los clientes.

Herramientas a utilizar

Las herramientas como el software y el hardware son imprescindibles para garantizar la calidad de la información que maneja una empresa. De nuevo, debemos saber a la perfección qué tipo de datos manejamos, así como definir el tipo de empresa que somos. Según esto, tendremos que dotar a nuestro sistema informático de herramientas adecuadas que hagan que nuestra información presente una buena calidad.

Buenos profesionales

Las tecnologías y las herramientas son esenciales, pero también lo son los profesionales que van a manejarlas. De nada sirve contar con estos elementos, si posteriormente cuando obtenemos esa información no sabemos interpretarla de forma adecuada. Para lograr esa calidad, hay que incluir en nuestra plantilla científicos que sepan manejar estos datos y que los interpreten para que podamos tomar las decisiones oportunas.

Estar actualizado

A medida que nuestra empresa va creciendo, los datos que tenemos también van en aumento. Por este motivo es más que probable que de aquí a un tiempo, los programas que utilizamos queden obsoletos y por tanto se pierda la calidad de los datos. Para evitar esta situación y que la información siga su curso, es bueno contar con actualizaciones en los sistemas que sigan garantizando esa calidad como hasta ahora, y que nos ayuden a ofrecer soluciones inmediatas.

Anticiparse

Otro aspecto importante para la calidad de los datos es la anticipación. Nos estamos refiriendo a que siempre debemos estar a la vanguardia en relación a las nuevas tecnologías y conocer todo lo nuevo que llega al mercado. Así podremos seguir ofreciendo una información de calidad a pesar de los cambios que se pueden ir produciendo.

¿Qué objetivos tenemos?

Establecer objetivos es un proceso esencial en cualquier empresa y cuando hablamos de información también va a ser así. Lo que debemos hacer en este caso, para que los datos mantengan una buena calidad, es definir qué uso se le está dando a esa información y cómo se va a utilizar en el futuro.

Inversión

En muchas empresas, no se le da el valor a la información que corresponde. Por ello, hay que saber que la calidad de los datos es una buena inversión, sobre todo a largo plazo, dado que se pueden conseguir muchos objetivos si los sabemos interpretar bien. Pero para ello hace falta que esta información sea eficaz y veraz.

Seguimiento

Si realizamos estos pasos tendremos garantizada la calidad de nuestros datos, pero no podemos dormirnos en los laureles. Aunque hayamos hecho bien nuestro trabajo, hay que seguir mejorando, comprobando que no es un proceso que tenga un final. Hay que mantenerse en activo trabajando y en la medida de lo posible, intentar mejorar esos resultados.

Implicación

Finalmente, para que esta calidad en los datos siga intacta, hay que implicar a todos los empleados de la empresa, puesto que también forman parte de este proceso. Para ello, un buen método es ofrecer datos orientativos, bien definidos sobre este tema y realizar reuniones de forma periódica.


Teniendo todo esto en cuenta lograremos que la calidad de los datos en nuestros sistemas informáticos sea siempre la máxima y que así el rumbo de nuestro negocio avance de manera muy positiva.

 

New Call-to-action

Topics: Data Quality