El valor de la gestión de datos

Qué es la arquitectura orientada a servicios SOA

Posted on Mon, Sep 8, 2014

La arquitectura orientada a servicios (SOA) es el nexo que une las metas de negocio con el sistema de software. Su papel es el de aportar flexibilidad, desde la automatización de las infraestructura y herramientas necesarias consiguiendo, al mismo tiempo, reducir los costes de integración. SOA se ocupa del diseño y desarrollo de sistemas distribuidos y es un potente aliado a la hora de llevar a cabo la gestión de grandes volúmenes de datos, datos en la nube y jerarquías de datos.

 

arquitectura soa

 

Sin embargo, pese a estar de actualidad, la arquitectura orientada a servicios no es un concepto nuevo, ya que proviene de la década de los 90. Hoy presenta su mejor cara, altamente eficiente, más abierta e interoperable. SOA sirve de apoyo a las organizaciones:

  •  Ayudándolas a agilizar los procesos para que puedan hacer negocios de manera más eficiente.
  •  Facilitando su adaptación al cambio.
  •  Habilitando la posibilidad de implementar nuevas estrategias, acordes con el dinamismo de mercado.
Descárgate la guía "SOA y Data Services: Potentes aliados" 

La arquitectura orientada a servicios y sus ventajas para el negocio

SOA es un estilo arquitectónico para la construcción de aplicaciones de software en base a servicios disponibles. Entre sus principales características destacan:

  •  Su flexibilidad, que permite la reutilización.

  •  Su versatilidad, que hace posible que los servicios puedan ser consumidos por los clientes en aplicaciones o procesos de negocio distintos.

  •  Sus posibilidades, que optimizan el trabajo con datos y su coordinación.

SOA permite la reutilización de activos existentes para nuevos servicios que se pueden crear a partir de una infraestructura de TI que ya se había diseñado. De esta forma, permite a las empresas optimizar la inversión por medio de la reutilización que, además, conlleva otra ventaja: la interoperabilidad entre las aplicaciones y tecnologías heterogéneas. 

La arquitectura orientada a servicios es fuente de ventaja competitiva ya que, por su configuración:

  •  Aumenta la eficiencia en los procesos.

  •  Amortiza la inversión realizada en sistemas.

  •  Reduce costes de mantenimiento.

  •  Fomenta la innovación orientada al desarrollo de servicios.

  •  Simplifica el diseño, optimizando la capacidad de organización.

   Sesión Gratuita de Asesoramiento

Los drivers de SOA

La arquitectura orientada a servicios es cambio en sí misma y precisamente éste es el motor que impulsa a las empresas a buscar beneficiarse de sus atributos persiguiendo:

  •  Integración con los sistemas heredados.

  •  Reordenamiento de responsabilidades a través de reorganizaciones empresariales.

  •  Modernización de los sistemas obsoletos por razones económicas, funcionales o técnicas.

  •  Adquisición o decomiso de productos de software.

Aunque también sucede, en muchos de los casos, que lo que se busca es la adaptación a los cambios del entorno de mercado, o se decide implementar SOA como reacción ante las acciones de la competencia, o como medida para optimizar la inversión en IT y minimizar costes asociados.

 

La transición a la arquitectura orientada a servicios

Para llevar a cabo el proceso de transición a SOA sin problemas, administradores y desarrolladores han de tener en cuenta que:

  •  SOA no es algo nuevo, por lo que es necesario y posible adquirir el conocimiento suficiente acerca de la arquitectura orientada a servicios y los Web Services antes de poner el plan en marcha.

  •  La arquitectura orientada a servicios es mucho más que un software de despliegue. Se requiere un análisis de las técnicas de diseño y desarrollo para avanzar con garantías de éxito desechando ineficiencias.

  •  Este proceso de transición hacia SOA ha de abordarse de forma gradual y teniendo un cuenta que implica un cambio en la forma de trabajar.

Las organizaciones que ya trabajen con SOA pero busquen optimizar sus resultados con Data Services, tendrán que observar las siguientes reglas:

  •  Ser exigentes con la granularidad del servicio escogido, evitando extremos y persiguiendo la coherencia.

  •  Entender los servicios como algo limitado y no como una aplicación completa.

  •  Aplicar la máxima simplicidad a la hora de diseñar, al fin y al cabo, se trata de representar acciones de negocio.

  •  Garantizar la alta disponibilidad y escalabilidad de los servicios.

Esta optimización es la vía más indicada para superar las limitaciones que adolecen a un proyecto SOA, a través de la visualización de datos que ayuda a evitar:

  •  Falta de disponibilidad del servicio dependiente: que se da cuando este servicios aún no está implementado y resulta en tiempos de inactividad o en la construcción de componentes redundantes.

  •  Falta de disponibilidad de recursos: puede suceder cuando los recursos se tiene que compartir entre distintos equipos de desarrollo.

  •  Restricciones de tiempo: la variable indefectiblemente asociada a todo proyecto y que marca una de las limitaciones más importantes.

  •  Cambio de comportamiento del servicio dependiente: que, no sólo invalida los flujos de trabajo presentes, sino que también incide en la consistencia de los datos.

 

Enfoques arquitectónicos de SOA

A pesar de que el enfoque tradicional a la hora de abordar el diseño de los sistemas distribuidos se basaba en comunicaciones de red, seguridad, gestión transaccional, glosario y ubicación, con la arquitectura orientada  a servicios es distintos, las preocupaciones se centran en dos aspectos:

  •  Comunicación.

  •  Integración de servicios.

A la hora de evaluar la arquitectura construida hay que fijarse en:

  •  Capacidad de modificación.

  •  Rendimiento.

  •  Fiabilidad.

  •  Disponibilidad.

  •  Seguridad.

Sin embargo, ninguna de estas cuestiones resulta tan crítica como la gobernabilidad, un aspecto que debe tomarse en consideración mucho antes que el propio diseño, de forma previa a la implementación. Al tratarse de una estrategia de arquitectura, SOA implica mucho más que la simple construcción de software.

La creación de una arquitectura basada en una cartera de servicios requiere de una metodología de desarrollo centralizado y única, de una buena documentación de servicios y de personal cualificado. También hace falta la motivación suficiente por parte de la organización y quienes se encargan de la toma de decisiones para que den vía libre a la interacción con los principales procesos de negocio de la compañía. La comprensión de los procesos y la disposición son las claves de la transformación de un negocio en base a SOA y derivan de atributos de su gobernabilidad de los que no se puede prescindir para tener éxito en un proyecto de estas características.

 

New Call-to-action

Topics: SOA