El valor de la gestión de datos

¿Puede Big Data colapsar?

Posted on Mon, Aug 4, 2014

Big data es un concepto poliédrico que abarca muchas perspectivas diferentes. Cuando se habla de si big data puede colapsar o no hay que plantearse cuál de sus facetas se está analizando, porque la respuesta es diferente en cada caso. Las principales formas de abordar big data y pronosticar su viabilidad son:

  •  Big data como concepto.

  •  Big data como producto.

  •  Big data como oportunidad de negocio.

 

ID 100220001 resized 600

Créditos fotográficos: "Sphere Swith Computer Pattern Wrapped Around Them" by Victor Habbick

 

Big data como concepto ¿puede colapsar?

El término big data está ya tan manido que podría afirmarse, sin ninguna duda, que ya ha colapsado, ha tocado fondo y no puede estirarse más. Los grandes datos como concepto han dado de sí todo lo posible y ahora es momento de, quizás, buscar una definición alternativa y más fresca.

Pese a que su aparición como término data de la década de los 70, desde el año 2005 resurgió el interés por esta idea. Entre 2008 y 2012 comenzaron a multiplicarse las publicaciones, estudios, conferencias, libros y artículos sobre el tema, que no han parado de aumentar.

Si hoy escribimos la búsqueda "big data" en Google, aparecen cerca de 837 millones de resultados, de los cuales:

  •  La mayoría corresponden a temas relacionados con la informática.

  •  Le siguen los que desarrollan tópicos de ingeniería, matemáticas y gestión de empresas.

  •  La lista la continúan las menciones a big data encuadradas en ámbitos científicos (física, astronomía, biología molecular, genética o ciencias sociales).

  •  Y, por último, se recoge también este término en contenidos relacionados con la medicina, las artes, humanidades y otras disciplinas.


Big data: el gran producto

Mientras haya demanda, habrá producto. En vez de colapsar, big data multiplica su potencial de marketing arropado por la presión informativa, la de la competencia y el ritmo de los mercados, que se percibe tan vertiginoso como el ritmo de crecimiento de los datos en cualquier organización.

Lejos de perder su valor tangible, como podría decirse que ocurre en la dimensión big data como concepto, al analizarse su impacto como producto es posible afirmar que nunca ha estado tan vivo. La práctica de la gestión de datos protagoniza las estrategias empresariales de última generación, que buscan nuevas oportunidades a través del análisis avanzado.

Los datos ya los tienen, pero buscan la herramienta perfecta, la solución idónea para exprimir big data arañando la anhelada ventaja competitiva. La realidad en cifras, tal y como descubre uno de los últimos estudios de TWDI se podría resumir en:

  •  Más del 34% de las empresas analizan grandes datos.

  •  Para el 61% de las organizaciones encuestadas, big data les ayuda a ganar precisión en el enfoque de marketing dirigido al social media.

  •  El 45% afirman que gracias al análisis de big data alcanzan un mejor conocimiento del propio negocio.

  •  El principal obstáculo al que se enfrentan las empresas a la hora de implementar una solución de big data analytics es la carencia de cualificación y habilidades, que supone una barrera en el 46% de los casos.

 

Big data como oportunidad de negocio

Según datos del mismo estudio de TDWI, para el 70% de las empresas big data constituye una oportunidad. El acceso a tales volúmenes de datos les permite:

  •  Descubrir nuevos hechos acerca de sus clientes.

  •  Conocer mejor los mercados donde se mueven.

  •  Tener más pistas, y más precisas, sobre la competencia.

  •  Ganar precisión en sus investigaciones sobre costes y operaciones.

  •  Ampliar su perspectiva en lo que concierne a socios y partners.

Pese a que problemas de soporte técnico ​​y cuestiones relacionadas con la estrategia de negocio son los dos principales obstáculos que impiden a las organizaciones tener éxito con sus proyectos de grandes datos, éstos son signos de que todavía queda camino por recorrer, y big data como oportunidad de negocio no parece al borde del colapso.

De hecho, si se analiza la evolución de esta forma de entender el mundo de la empresa, es posible percibir que los cambios tienen vocación de tendencia:

  •  Primero fue el análisis big data.

  •  Después llegó el descubrimiento de datos como impulsor.

  •  Casi al mismo tiempo, la figura del Data Science es la mejor garantía de que las oportunidades no van a cesar.

Porque, el único riesgo que podría hacer peligrar el futuro de big data como oportunidad es el no saber cómo extraer su valor, máxima preocupación para el 56% de las empresas, según el Wall Street Journal, seguida por la dificultad para definir la estrategia de big data (41%) y el esfuerzo necesario para obtener las capacidades y habilidades que el trabajo con big data requiere (34%).

Y aquí es donde intervienen los científicos de datos. Estos profesionales de la innovación se ocupan de explotar todas esas nuevas posibilidades que hasta ahora parecían desconocidas. Creatividad, ciencia y estadística al servicio de la evolución, no sólo de los negocios, sino de la sociedad, ya que con los cambios que impulsan se está consiguiendo una sociedad mejor y una calidad de vida más alta. Ejemplo de ellos son algunas de las aplicaciones de big data a la medicina, las telecomunicaciones, los seguros, las finanzas o el sector retail.

 

Post relacionados:

 

BIG DATA LAS CUATRO GRANDES EMPRESAS

Topics: Big Data